lunes, 21 de mayo de 2012

Vino de hielo, dulce y sofisticado

Una bebida perfecta para degustar junto a platos dulces o sola. Degustación del Eiswein (o Icewine), una verdadera caricia al paladar.
 
El vino de hielo o Eiswein, por su nombre en alemán, es un vino antiguo que actualmente está ganando adeptos. Su textura, su aroma y su exquisito sabor hacen de esta bebida un acompañamiento ideal de platos dulces. 

¿Por qué recibe el nombre de Vino de Hielo? 

Las uvas con las que se produce este vino han sido congeladas naturalmente en la vid. Justamente, esta situación es la que le otorga su denominación. La congelación del interior de cada uva genera la cristalización del agua y por tanto, la expulsión de la misma, concentrándose de esta manera el sabor en las pepitas. Por este motivo, su precio es elevado ya que la congelación depende íntegramente de la naturaleza siendo esta impredecible y, además, el aprovechamiento de cada uva es mínimo.  

¿Dónde se produce el vino de hielo? 

En la actualidad, los principales productores son Canadá (donde se denomina Icewine) y Alemania. Austria, República Checa y Francia (donde se lo llama Vin de glace) también son países productores pero en menor medida, y recientemente comenzó la producción de esta clase de vino en algunas regiones españolas como Cataluña, Ribera de Duero y Rioja. 


La producción de este vino es difícil y riesgosa, ya que requiere la maduración de la uva y su manutención en la vid posteriormente a la época habitual de vendimia. La uva permanece en la vid a la espera de las heladas, pero para poder producir este vino es necesario que la uva se encuentre en perfectas condiciones y no haya sido afectada por ninguna enfermedad. Esto, sumado al impredecible accionar de la naturaleza, supone un alto riesgo de perder la cosecha. 

En el caso de que la uva ya madura permanezca sometida a heladas sucesivas (de al menos -7 grados) hasta su completa congelación, la recolección se realiza de manera manual y la prensa se lleva a cabo con las uvas aún congeladas. Generalmente, el vino de hielo se realiza con cepas blancas, aunque existen bodegas que han comenzado la fabricación en base a cepas tintas. Alemania produce principalmente Riesling, mientras que Canadá se centra en Vidal Blanc, Riesling y Cabernet Franc.  

Condiciones de producción de la Unión Europea (UE) 

La UE ha establecido que la congelación de las uvas debe realizarse en la vid y de manera natural, quedando de esta forma totalmente prohibida la congelación artificial de las mismas. Además, la prensa de dichas cepas debe realizarse mientras las mismas se encuentran congeladas y no está permitido incorporar aditivos al producto obtenido.  

Degustación del vino de hielo: su mejor acompañamiento 

El Eiswein es un vino dulce de gran aroma y con toques de acidez, esto se debe a la congelación que concentra los sabores al eliminar el agua. Esta concentración le otorga al vino matices ideales para acompañar postres o quesos. La página web del Icewine de Canadá recomienda servirlo refrescado pero no frío junto con un plato de frutas que intensifiquen sus aromas y sus matices frutales. También aconseja catarlo en una copa amplia para que los aromas cobren vida e inunden la nariz y el paladar. 

El Eiswein es un vino sofisticado, lleno de matices que embriagan de placer el paladar, ideal para disfrutar de una noche muy especial.

Imágenes: dagmar61, ptrktn

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...